Ruz, definitivamente, provoca mi voto en blanco.

Hace algunos meses, en dos ocasiones diferentes, tuve un intercambio de opiniones en Twitter con algunos parlamentarios navarros unos días antes y unos meses después de la fallida moción de censura que se tuvo lugar en el Parlamento el pasado 5 de Abril.
El caso es que las circunstancias de este final de semana con las conclusiones que el juez Ruz ha publicado sobre la confirmada contabilidad B del Partido Popular, me han hecho establecer un cierto paralelismo con la decepción que tuve con aquellos parlamentarios navarros. Les explico.

Ante la posición que parecía inamovible del PSN, viendo que con su abstención bloqueaba la moción, y ante el hecho de que las matemáticas parlamentarias son concienzudamente cabezonas, preguntaba a un parlamentario de GeroaBai sobre considerar la alternativa de convocar a una ciudadanía que evidenciaba en aquellos momentos un inmenso hartazgo (como punta del inmenso iceberg que son los 20 años de gobierno de UPN, las dietas de la CAN que cobró Yolanda Barcina estaban en pleno auge, se publicó la decisión de la Presidenta de devolver 68.000€ en ese mes de Marzo).
La  posición del PSN y las matemáticas valían a Barcina, y, con dos años de Gobierno en minoría por delante, realmente me preguntaba … ¿no había ninguna otra posibilidad que la quietud política y social impuesta por la abstención del PSN que daba valor matemático a la minoría del Gobierno de Yolanda Barcina?

Juzguen ustedes mismos las conclusiones y los argumentos del Parlamentario para evitar asumir esa posibilidad de convocar y movilizar a esa ciudadanía …

Patxi Inicio

Patxi culpa PSN

Patxi Moción única salida

Además, el gesto no sería otra cosa que apelar a la Además, el gesto no sería otra cosa que apelar a la Además, el gesto no sería otra cosa que apelar a la Además respon

Además, no es otra cosa que apelar a la responsabilidad ciudadana, que tanto se echa en falta.

El gesto político, considero, apelaría además a esa responsabilidad ciudadana que tanto se echa en falta desde hace tiempo, pero es la postura cómoda la que prima, con escasa argumentación.

La segunda conversación fue más reciente, con el parlamentario de Aralar-Nabai Juan Carlos Longás. La posibilidad de hablar sobre el tema fue significativamente más breve, silencio a partir de mi segundo twit, conversación suficiente como para que una persona llegara fácilmente a la misma decepcionante conclusión que yo: “Una tiene la sensación de que no interesa que la ciudadanía se mueva demasiado” decía Angelines Calvo …

JuanCalos inicio

Juancarlos silencio

parlamentario Longás.

No hubo ni una respuesta más por parte del Parlamentario Longás.

Qué menos que una intención de incomodar socialmente la situación de esta Presidenta en minoría, que se permite provocadores gestos de soberbia sabedora de que es complicado que la situación pueda cambiar. Esta exasperante calma chicha no le incomoda en absoluto, la Presidenta sabe moverse en estos fangos. Parece que el resto tampoco siente una gran inquietud en esta situación.

Después de ver cómo el Gobierno del PP se va de fin de semana sin decir palabra sobre las firmes acusaciones del Juez Ruz, y viendo la actitud de la oposición y los medios de comunicación escritos digamos principales (sonrojantes las portadas del Domingo), mi desazón actual establece un paralelismo con la sensación que sentí hablando con los parlamentarios navarros, aunque esta es vez a nivel nacional.

El Gobierno de España se va de fin de semana sin dar explicación alguna, pero es que ni un solo partido, ni un solo medio escrito de referencia ha considerado con la responsabilidad necesaria una noticia que tiene una gravedad que la propia parsimonia de las partes la hace tan sonrojante como indignante. Ni un partido de la oposición ha planteado pedir explicaciones con razonable aplomo e insistencia, ni se plantea acción alguna por el silencio del Gobierno y de su partido ante una situación de esperpento nacional.
Es ElPlural.com el único medio que tiene la noticia hoy en primera plana: “Génova en Negro”

Parece ser que ni por asomo se plantean convocatorias desde el estamento político para que una ciudadanía exasperada se exprese con la contundencia que la situación general requiere. Tampoco la contabilidad en B del PP confirmada por el juez es motivo suficiente como para que los partidos de la oposición sientan la necesidad convocar a la ciudadanía como forma de rebelarse a esas matemáticas parlamentarias que tantas alegrías y seguridad ofrecen a un Gobierno que se ha demostrado ruin, miserable, corrupto y mentiroso, henchido de orgullo, además, por poder actuar así sin adversarios políticos capaces y sin miramiento alguno que les haga reprimirse.

Son los partidos, sus parlamentarios, nacionales o regionales, de partidos mayoritarios o no, los que viven perpetuados en esa calma chicha asumida con una parsimonia indescriptible. Da igual la gravedad de la situación, su gesto es: “No me complique usted la vida más de lo asumible, caballero. Eso sí, vote, es su obligación moral con la democracia”.  Vergüenza al escuchar las cuñas de promoción en radio sobre las próximas “Elecciones Europeas”. Oír a López Aguilar, a Almunia, es de profunda y mantenida nausea. Vergüenza al recordar cómo corrían sus Señorías para irse de puente …

Un PSOE nacional que entierra la más mínima decencia social y política con una oposición cobarde, inútil y decepcionante, o una IU que no duda en aceptar entrar en el perverso juego del CGPJ a cambio de un irrelevante puesto que le cede un PSOE profesional de esa partida que ahora pierde. Consenso, le llaman … PNV y CIU esperarán agazapados momentos más propicios …  UPN gana su puesto merced a la necesidad de volver a ir de la mano del PP de forma oficial, una servil Barcina así se arrastra lo que sea necesario sin pudor. Consenso, dicen … consenso para politizar la justicia aún más. Los muy bastardos.

Tampoco la ciudadanía da muestras de ser consciente de la realidad que nos envuelve, de querer asumir responsabilidades. El día a día es un recibir golpes y más golpes, algunos muy bajos, cual boxeador que busca encogido y con las manos tapándose la cara el rincón y el sonido de la campana, una campana que dé una tregua momentánea y ficticia, que, en ningún caso dará posibilidad alguna de obtener el KO imprescindible a su favor en el asalto siguiente. Ganar, como mucho a los puntos este combate con este Gobierno, dada la gravedad de la situación, sería prácticamente irrelevante.
Pero la actitud de los electos ante la enorme felicidad y las constantes provocaciones que muestran sin rubor los responsables del Gobierno y de este PP,  dejan a la política de este país en niveles de decepción y alejamiento ciudadano desconocidos, inauditos.

La conclusión es que parece que es el país entero el que se ha ido de fin de semana, corriendo, además, como sus Señorías …

Confianza nula en esta gente que ya tiene decidido que la ciudadanía no tiene peso, capacidad o derecho de participar, responsable y activa, llevada de la mano por quienes ella misma eligió cuando le correspondió hacerlo, para provocar o para expresar al menos la necesidad, la voluntad de cambios que las matemáticas de la política, en un gesto de votación puntual cada 4 años, impiden caprichosas. Unos y otros, pequeños, medianos y grandes, nacionales o de ámbito regional: Mi voto será más blanco que nunca en las próximas elecciones, y a este paso en las siguientes, y las otras, y las que vengan.

Otro día les hablo de los sindicatos mayoritarios. En el ficticio combate de los golpes diarios que les comentaba, ellos son el personaje que pone la esponja mojada al golpeado, cuando se sienta al oír la ansiada campana, agazapados, fuera del ring, oportunistas …

P.D. Pasadas algunas semanas después de este desahogo, supongo que llegado el momento tomaré una decisión diferente. Pero es cierto que, si se da el caso, con inmensa rotundidad y firmeza afirmo que nunca me habré acercado a una urna con una sensación de rechazo y de asco tan grande como el que puedo sentir en estos momentos.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s